Imprimir 

Entrega Certificados

En un multitudinario y emotivo acto, el Gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, procedió a la entrega de 322 certificados de capacitaciones realizadas por Aguas Rionegrinas para trabajadores y obreros sanitaristas.

El Mandatario presidió el acto junto al Presidente de la empresa Aguas Rionegrinas, Roger García, al secretario general de la Federación Nacional de Trabajadores de Obras Sanitarias (FENTOS), José Luis Lingeri, y a la secretaria general de Sindicato de Trabajadores de Saneamiento de Río Negro (SITSA), Cristina Marcellini.

Estuvieron presentes además el secretario general de la Gobernación, Matías Rulli, el Ministro de Salud, Norberto Delfino, autoridades del Ministerio de Trabajo de la Nación, legisladores provinciales, intendentes, representantes gremiales, evaluadores y trabajadores sanitaristas de todo el territorio provincial.

La ceremonia se concretó en el salón de la Unión Personal Civil de la Nación, ubicado en el Km. 13, sobre ruta provincial Nº1, camino al balneario El Cóndor.

Se trata de capacitaciones que la empresa estatal realizó en los últimos cuatro años a trabajadores sanitaristas y personas desocupadas, en el marco del Plan Estratégico de Formación Continua Argentina 2020.

La actividad fue posible gracias a la ejecución del Plan Estratégico Formación Continua, Innovación y Empleo a la que la empresa estatal Aguas Rionegrinas se incorporó en el año 2011, en el marco del Consejo Sectorial de Formación Continua y Certificación de Competencias de Obras Sanitarias que fue conformado por el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación, la FeNTOS y empresas de provisión de agua potable de siete provincias.

En la oportunidad, se entregaron certificaciones a trabajadores de San Carlos de Bariloche, El Bolsón, Allen, Fernández Oro, General Roca, Cipolletti, Cinco Saltos, Catriel, Los Menucos, Valcheta, Sierra Colorada, Las Grutas, San Antonio Oeste, Sierra Grande, Maquinchao, Pilcaniyeu, Cervantes, Ingeniero Huergo, General Enrique Godoy, Choele Choel, Chichinales, Río Colorado, Viedma, El Cóndor y San Javier.

En la oportunidad, el Gobernador señaló que “cada una y cada uno de ustedes, día a día, tienen una tarea silenciosa, pero muy comprometida, que garantiza que los 630 mil rionegrinos tengan el agua para su aseo, para su comida, para todas aquellas cosas necesarias en un hogar, en una escuela, en una comisaría, en un jardín de infantes, un sanatorio u hospital, en todos aquellos lugares donde todos los días los rionegrinos construimos nuestra provincia”.

“Hoy a la mañana entregábamos una ambulancia para el hospital y yo hacía referencia a lo injusta que es la noticia con muchas de las actividades que hace el Estado diariamente y cómo a veces el esfuerzo de mucha gente durante muchas horas, durante muchos días, se ve ennegrecido o golpeado por un hecho puntual que pueda pasar”, agregó.

“¿Cuántos días podríamos decir de los 365 del año, ustedes llevan el agua y dan el servicio de cloaca en todo el territorio provincial? Sin embargo, a veces somos noticia porque a un barrio le faltó agua o no tuvo presión durante algunas horas”, sostuvo.

Añadió que “por eso estos encuentros, y el hecho de que estemos gobernantes, dirigentes gremiales y trabajadores juntos, nos tiene que servir para que a veces las cosas que inevitablemente nos van a pasar, nosotros las podamos superar con la unidad de todos los que llevamos adelante el Estado, explicando a la gente nuestro trabajo y con explicarnos a nosotros mismos el por qué de las cosas”.

“Un temporal de viento, que es muy común en cualquier ciudad, tira una línea de media tensión, cierra una planta, una rotura, lo que nos pueda pasar con una falla mecánica. No les voy a explicar a ustedes lo que nos pueda pasar en una planta de captación, en un sistema de bombeo o una planta de tratamiento. Y esto a veces cuesta transmitirlo a los rionegrinos, explicar la complejidad de un sistema de aguas o cloacas en una provincia como la nuestra, con 250 mil kilómetros cuadrados, 39 ciudades, 38 comisiones de fomento, realidades totalmente distintas, desde valles a desiertos, desde nieve a arena, desde ciudades de más de 100 mil habitantes a poblados de 100 habitantes. Y en todos esos lugares estamos presentes y todos los días hay agua y se tratan los desechos cloacales”, destacó.

Señaló luego que “una asignatura pendiente” es que “como Gobierno le hagamos ver a los rionegrinos todos los días lo que significa tener agua y un sistema cloacal. Siempre nos dicen a todos que valoramos las cosas cuando nos faltan y mientras no nos faltan no les damos importancia. No deseo que a nadie le falte el agua o el sistema de cloacas, pero tenemos que acostumbrar a los rionegrinos a que valoren a la empresa estatal que les da agua y cloacas todos los días y por supuesto a los trabajadores que construyen esa empresa todos los días”.

“Tenemos desafíos y asignaturas. Todos asumimos que tenemos serios problemas de infraestructura. Sabemos el estado de las redes en las ciudades grandes, como Viedma o Roca, en las cuales la infraestructura de 30 o 35 años a llegado al fin de su vida útil. Necesitamos que el Estado consiga el financiamiento necesario para reparar acueductos, sistemas cloacales. Y lo estamos haciendo con el Gobierno Nacional, a través de los planes directores”, remarcó.

Detalló luego que “acabamos de recibir la semana pasada el nuevo Plan Director de Agua para Cinco Saltos, estamos a punto de tener la aprobación del Plan Director de Choele Choel, que es otro gran desafío, además de la ampliación de las plantas en muchos lugares y su instalación en espacios donde no tenemos. El desafío es modernizarnos tecnológicamente”.

En ese marco, remarcó además la importancia del acompañamiento de los gobiernos locales “porque desde ARSA solo no se pueden terminar de resolver todos los problemas que se presentan en las localidades, en una provincia que no tiene ninguna ciudad que haya dejado de crecer en los últimos 10 o 20 años, una provincia que crece alrededor del 15% de censo a censo”.

“Cuando hablamos de ciudades que pasaron de 5 mil a 9 mil o de 50 mil a 70 mil habitantes, esa gente necesita agua y cloacas. Entonces si fuéramos una provincia estabilizada, que no crece y cuyos habitantes son siempre los mismos, para ARSA sería una realidad, pero hoy con ciudades que crecen, con cada vez más rionegrinos el desafío sigue siendo cada día más importante”, agregó.

Dijo luego que en todas las actividades del Estado “lo más importante es la gente, los trabajadores” porque “sin trabajadores no hay Estado, y sobre todo en tareas que requieren un gran compromiso hacia la sociedad”.

“Dejar en claro una vez más que no nos debemos a nosotros mismos, sino a nuestros usuarios, a los rionegrinos, a los contribuyentes que, en definitiva, con los servicios y los impuestos, nos pagan los salarios a todos nosotros. En esto destaco el compromiso y el trabajo de ustedes”, sostuvo.

“Quisiéramos mejorar los equipamientos de trabajo, de seguridad, hacer más inversiones en el parque vial y de maquinaria y también ser mejores pagadores de sueldos, porque seguramente con lo que ha pasado en el país muchos de ustedes no deben estar conformes con el sueldo que perciben y es lógico. Esta es la discusión permanente en el mundo del trabajo: el trabajador piensa que lo que se le paga es poco, el dirigente gremial interpreta este reclamo y discute y pelea con quien paga los sueldos para hacer ganar al trabajador lo más posible”, reflexionó.

Sostuvo que “este es un año importante desde las paritarias en todo el país y en Río Negro y estamos discutiendo por estas horas con los gremios” pero “en el caso del Estado no es que le vamos a sacar plata al Gobernador, sino que hay que distribuir y saber que lo que se pone en un lado se saca de otro”.

En ese marco, confirmó que “asumí un compromiso con la secretaria general y el secretario adjunto (de SITSA) para completar, con los salarios del mes de marzo, el 40 por ciento de zona desfavorable” y explicó que actualmente “este ítem estaba en el 16 y este mes le he pedido al presidente de la empresa que no avance con la liquidación salarial, porque vamos a incorporar ese 40 por ciento”.

“Pero como sabemos que con eso no resolvemos la demanda del gremio, nos vamos a tomar la semana que viene para sumarle a este porcentaje otro más para lograr un incremento razonable”, remarcó.

En ese contexto, Weretilneck sostuvo que la empresa ARSA “necesita mejorar los ingresos, porque de esta manera tenemos la posibilidad de mejorar el equipamiento, las discusiones salariales y el funcionamiento de la empresa. Y en esto, yo lo he dicho claramente, no hay especulaciones políticas con el tema de las tarifas, tenemos que cobrar lo que tenemos que cobrar y tenemos que darle a la empresa la sustentabilidad económica y financiera que tiene que tener”.

“Por eso le he pedido que se analice concretamente todo el sistema de facturación, el sistema de exenciones, los beneficios que estamos dando y que tengamos una mejor distribución de pago. Por supuesto que nunca le vamos a privar un litro de agua a un trabajador, ni a nadie el servicio de cloacas. Pero tampoco se va subsidiar a quienes pueden pagar con el esfuerzo de ustedes y los rionegrinos”, aseguró.

Añadió que “el desafío, desde la Provincia, es recuperar la inversión en nuestros sistemas de planta, conducción y equipamiento, mientras que por otro lado se debe hacer un fuerte esfuerzo de las oficinas administrativas en el recupero de deudas y la mejora del sistema de facturación. Con esto creo que vamos a consolidar el trabajo que hace ARSA todos los días”.

Finalmente, el mandatario agradeció el acompañamiento de la FENTOS y del Ministerio de Trabajo para lograr esta capacitación. “Nunca se termina de aprender en la vida. Aprendemos cuando vamos al jardín de infantes, a la escuela primaria, seguimos durante nuestra juventud, volvemos a aprender cuando somos padres y después durante toda la vida con nuestros hijos y nietos. Esto mismo pasa con la actividad laboral, que va cambiando porque las cosas que se utilizan en los lugares de trabajo también van cambiando, por eso la mejor manera de tener a ARSA prestando cada día un mejor servicio, mejorando condiciones, abaratando costos de funcionamiento y teniendo mejor superávit es cambiando la tecnología y mejorando la capacitación de los trabajadores”, finalizó.

Por su parte, el secretario general de la FENTOS, José Luis Lingeri, destacó que “el desafío de esta época, a nivel tecnológico y científico, nos lleva a que cada trabajador llegue a un grado de excelencia y capacitación ideal para preparar su nivel en cada una de las tareas que debe desarrollar”.

“El movimiento obrero organizado ha luchado históricamente con distintas adversidades. La madurez en el tiempo y en esa historia también nos ha llevado a los dirigentes a la reflexión y a ser parte activa de este gran motor que es el país en su conjunto”, dijo.

Agregó que “la Federación, el Ministerio de Trabajo nacional, ARSA y con el acompañamiento del gobernador se ha podido llegar a cada uno de los trabajadores con este tema, que es central”.